Seguinos en:

Cacería de vizcachas

Probando el calibre .17 HMR por primera vez

Autor: Mariano Marcelo Viva Fecha de publicación: 21/11/2012

En una provincia cercana ya hace un tiempo se da una de las atracciones deportivas de la caza menor: la cacería de vizcachas.

Este pequeño animal vive en comunidades, su hábito es nocturno y tiene la particularidad de reproducirse en grandes cantidades. Habita en madrigueras grandes, una pegada a la otra, generando en algunos casos malestar en especial a productores agropecuarios.

Uno de los motivos de que no esté casi extinguida esta especie, es la caza por parte de los cazadores deportivos, que controlan su población, ya que algunos dueños de campos, donde todavía hay, las extinguen envenenando las cuevas. Su tamaño es variable pero los viscachones grandes alcanzan fácilmente los 7 kilos.

Tenía una invitación al campo de un conocido para probar suerte con estos ejemplares tan populares en la caza menor, aprovechando esta oportunidad, llamé a mi amigo y concrete la salida.

Partí rumbo al campo a unos 850 kilómetros de Mar del Plata donde estaba el establecimiento ganadero. En esta oportunidad llevaba una carabina a cerrojo .22 magnum y otra .17 HMR. Este último nunca lo había probado con vizcachas y creaba en mi bastante expectativa de como se comportaría. Llegué a destino y tras los saludos de cortesía, preparamos un asado formidable, entre charla y charla se hicieron las 10 de la noche, y aprovechando la luna llena que se veía muy bien con la noche despejada.

Partimos hacia uno de los potreros del campo, llegamos a la zona de cacería, un lugar lleno de cuevas en varios sectores del campo. Nos apostamos a 100 metros fuera de los vehículos. Las vizcachas estaban muy ariscas, ya que el día anterior las habían estado cazando.

Las vizcachas finalizada la cacería

Prepare la carabina CZ .22 magnum y en una hora cazamos cinco, Luego regresamos al casco de la estancia. Pasamos la noche, la cacería había sido formidable y el .22 Magnum de maravillas.

Al día siguiente nos levantamos temprano y realmente disfrutamos del campo, un lugar de ensueño por la rica fauna que hay para la caza menor, las horas pasaron volando y siendo las 21 horas, salimos nuevamente, esta vez con una carabina CZ .17 HMR.

Realizamos la rutina del día anterior en otra parte del campo, nos apostamos y en dos horas cazamos otras cinco vizcachas. Estaba muy conforme con las dos salidas.

Conclusiones

La carabina .22 Magnum con municiones Winchester Supreme de 34 grains se comportó muy bien. Los tiros fueron a la paleta y ninguna ganó la cueva tirando siempre a 100 metros.

Respecto a la carabina CZ .17 HMR me sorprendió, use munición CCI TNT de 17 grains. Los impactos fueron también a la paleta a la misma distancia que la anterior y la contundencia del calibre fue excepcional, todas quedaron en el lugar.

La carabina CZ 22 Magnum y .17 HMR, con la munición

Yo había tenido muchos comentarios del calibre .17 HMR, en definitiva, comparando los dos calibres el .17 HMR, pienso que es más preciso que el .22 Magnum y es muy contundente también.

Como conceptos finales los dos calibres cumplieron mis expectativas en esta cacería, me volví a mi ciudad muy conforme.

Hasta la próxima.

Mariano Marcelo Viva DNI 16.473.696

Artículos publicados por el mismo autor:

Términos y condiciones | Acerca de Full Aventura | Incorpore su comercio | Contáctenos
Copyright© 2000-2014 FullAventura.com - Reservados todos los derechos

Seguinos en: