Seguinos en:

El Cohete Congreve - 2º Parte

El Primer proyectil autopropulsado usado para la Guerra

Autor: Oscar Enrique Vanzetti Fecha de publicación: 09/09/2016

DEDICATORIA: Humildemente, al querido amigo Prof. Dr. Osvaldo H. RAFFO quién acicateó mi interés para escribir sobre este tema.

William Congreve hijo había demostrado desde temprana edad una evidente atracción hacia la ingeniería y asistió a su padre en numerosas experiencias en el Laboratorio Real donde realizó muchos e importantes inventos a los que varios de ellos publicó y que, finalmente, le dieron una justa y trascendente fama de prolífico investigador e inventor, llegando al final de su vida habiendo patentado al menos unas 18 creaciones. (8)

Para diferenciarlo de su padre apodado "el viejo", es Congreve hijo o "el joven" (The younger, en inglés), a quien me referiré exclusivamente de aquí en adelante, el cual se distinguió por su patriótica vocación al llevar a cabo algunos de sus mejores e ingeniosos proyectos que prestaron grandes beneficios en el campo militar y naval del Imperio Británico. (3)

La carrera de W. Congreve al que nos referimos, comenzó después de los estudios de matemáticas y química efectuados en la universidad de Cambridge y en la Real Academia Militar de Woolwich. (2)

FIGURA N° 8: Royal Artillery Barracks (Real Cuartel de Artillería), sito en los alrededores de Woolwich.

Congreve se había dado cuenta que el Imperio Británico, que se había ocupado durante 20 años en una lucha a muerte contra la Francia napoleónica, había llegado a un límite crítico de recursos tanto en el campo humano, del material y en el financiero, motivo por el cual lo existente debía utilizarse de la forma más eficiente y productiva posible.

"Esto llevó a W. Congreve en 1811 y a las autoridades del imperio Inglés en general, el que ya dominaba casi la mitad del mundo de ese tiempo, a considerar la aplicación de una filosofía profundamente racional y práctica en época de guerra". (3)

Con este objetivo Congreve destinó su genio creativo a implementar tres grandes proyectos en el campo militar: 1°) desarrollar un eficiente y práctico sistema de cohetes, como ya veremos; 2°) montar y disponer de una importante artillería naval y, 3°) mejorar la producción y calidad de la pólvora negra.

Después de crear y llevar a cabo varios proyectos que beneficiaron a la armada británica se dedica, hacia 1815, a tratar de mejorar el método de fabricación de pólvora el cual se llevaba a cabo según unas disposiciones que adoptara su padre mucho tiempo antes, en 1787, para que se fabricara pólvora cilíndrica. Finalmente W.Congreve "el joven" lograría desarrollar un método que refinaría dicha pólvora aumentando su calidad y eficacia, obteniendo luego la patente por la invención de dicho procedimiento.

FIGURA N° 9: Real Arsenal de Woolwich en el siglo XIX.

"Contando con el apoyo del Príncipe Regente y la estima pública, es elegido socio de la Royal Society y se le otorga el grado honorario de teniente coronel, siendo destinado a la "Hanoverian artillery" (artillería de Hannover), donde se enseñaba el manejo de nuevas y más modernas piezas de artillería". (3)

Muerto su padre en 1814, el joven Congreve es nombrado interventor del Laboratorio Real (Real Laboratory) con un sueldo de 2.500 libras (11) y luego inspector del Military Machines de Woolwich (máquinas militares), logrando a posteriori en este medio otros nombramientos más distinguidos. Posteriormente también se dedicó a la política, siendo nombrado Miembro del Parlamento por Gatton (condado de Surrey) en 1812 y luego por Plymouth (condado de Devon), desde 1820 hasta su muerte.

"El cohete Congreve vio su primera aplicación militar en el combate contra las fuerzas francesas el 8 de octubre de 1806 (para otros autores es el día 10) en la ciudad francesa de Boulogne-sur-Mer. En esas circunstancias la Armada Real acudió al uso de los cohetes lo que les resultó útil, en parte debido a que causaron la destrucción de la mencionada ciudad francesa, cuando 18 barcos equipados con rampas de lanzamiento dispararon sobre el puerto unos 2.000 cohetes pequeños desde una distancia de 2.200 metros, causando un gran daño principalmente por causa de los incendios provocados". (5)

Un bombardeo naval similar pero de mucha mayor entidad provocó la rendición de Copenhague al año siguiente, ya que en 1807 Dinamarca, presionada por Francia, debió romper sus relaciones con Inglaterra. El resultado fue que la ciudad quedó virtualmente destruida por el fuego (3), sobre la cual "la armada británica arrojó miles de cohetes incendiarios. La ciudad ardió con tanta intensidad que una tercera parte de sus edificios fueron destruidos. A pesar de esta efectividad quedó patente que los cohetes solo demostraban su accionar en ataques incendiaros sobre posiciones defensivas que suponían un blanco bastante extenso". (5)

FIGURA N° 10: Congreve "el joven" (The younger).

"Entre el 1º y el 5 de setiembre de 1807 los ingleses dispararon alrededor de 25.000 cohetes (para otros 14.000) sobre la castigada ciudad. Puesto que las casas de Copenhague estaban construidas en su mayor parte de madera, se inició un incendio de consecuencias dantescas que convirtió en cenizas entre 500 y 600 edificios, lo cual, cabe suponer, constituía buena parte del núcleo urbano de la vieja ciudad hanseática. Por primera vez en la historia, ahora sí, los cohetes habían sido el factor principal y decisivo de una brillante victoria militar". (3)

"Posteriormente los ingleses usaros cohetes en otros combates, con bastante éxito. En abril de 1809 el almirante Tomás Cochrane, a las órdenes de Inglaterra, atacó a la flota francesa en las proximidades de la isla de Aix, en la costa atlántica francesa. En esta ocasión las fuerzas navales galas, debido en parte al empleo de los cohetes incendiarios, pierden cuatro barcos y una fragata. Poco después las tropas inglesas, en agosto de 1809 y luego de un prolongado sitio en cuyo transcurso también se usaron cohetes, toman el fuerte holandés de Flesingue, defendido por las tropas napoleónicas". (3)

En 1813 los cohetes Congreve son usados en diversas batallas con efectos variados, a veces devastadores y otras decepcionantes.

"El 24 de agosto de 1813 los ingleses derrotan a las tropas norteamericanas cerca de Bladensburg, empleando cohetes (segunda guerra entre Inglaterra y los Estados Unidos por el Canadá). Y finalmente, el 18 de junio de 1815, los ingleses se sirven de su brigada de coheteros en la batalla decisiva de Belle Alliance, también conocida como batalla de Waterloo, que significa la caída definitiva de Napoleón.

Mientras tanto, Congreve había seguido perfeccionando su arma y a partir de 1813 introdujo una modificación técnica importante. Anteriormente los cohetes consistían en un cuerpo de forma cilíndrica y de un capuchón cónico donde estaba alojada la carga incendiaria (luego explosiva), Las varillas estabilizadoras se hallaban adosadas al tubo cilíndrico mediante varias abrazaderas". (3)

FIGURA N° 11: Primitivo lanzador de cohetes aparecido en una publicación francesa de 1598.

"A partir de 1813 el cilindro que contenía la carga propulsora ya no seguía teniendo esta forma, sino que era todo cónico, al igual que la punta. De esta manera el proyectil tenía la forma de una coctelera moderna, con un diámetro máximo de unos 16 centímetros al terminar el cono, y 12 en la parte posterior.

Debido a esta nueva conformación el estabilizador ya no podía seguir siendo lateral, por lo que Congreve introdujo un nuevo método: la guía hallábase en el centro, sostenida allí por medio de tres o cuatro pequeños brazos. Con ello la puntería de los cohetes pudo ser mejorada considerablemente, ya que uno de los peores problemas en este sentido había sido la escasa estabilidad del proyectil derivada de la posición lateral del estabilizador". (3)

FIGURA N° 12: En la parte superior se muestra un cohete Congreve incendiario de 32 libras, y en la parte inferior dos cohetes explosivos con las guías para colocar las varas laterales.

Pero el cohete Congreve también es utilizado en el continente americano.

"Fue la guerra de Estados Unidos en 1812 donde se forjó que el cohete se transformaría en un artefacto famoso, al menos en la historia estadounidense (NdelA: la cual ya había declarado su independencia del Reino Unido el 4 de julio de 1776).

Durante esta conflagración las fuerzas británicas utilizaron cohetes de Congreve contra las fuerzas estadounidenses para obtener un efecto mixto: provocar temor y originar incendios, ya que rara vez cambiaron el curso de la batalla y, como el famoso verso de Key ilustra en el himno de USA, con el uso de los cohetes las fuerzas inglesas no pudieron tomar un importante objetivo militar: el fuerte Mc Henry" (3), como se verá con mayor detenimiento más adelante.

Creo conveniente, para ilustrar al lector, que la guerra anglo-estadounidense, también conocida como la guerra anglo-americana o guerra de 1812 (War of 1812 o Anglo-American War, en inglés) fue un conflicto que enfrentó a los Estados Unidos contra el Reino Unido y sus colonias canadienses entre 1812 y 1815, por tierra y mar.

"El 18 de junio de 1812 los Estados Unidos le declaran la guerra al Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda con el fin de invadir los territorios canadienses pertenecientes al Imperio Británico, en un momento en que éste debía soportar un gran esfuerzo de guerra para hacer frente a la Francia napoleónica. Estos territorios habían sido poblados a lo largo de cuarenta años por angloparlantes y mantenían numerosas relaciones culturales y comerciales con los Estados Unidos". (3)

Hacia 1812 el Reino Unido había incorporado el cohete a su arsenal militar en diversas formas y en unidades especializadas. Incluso fueron fabricados en las instalaciones de artillería de la Marina Real (Royal Marine), a efectos de emplear el arma contra sus enemigos.

"La artillería cohete, a diferencia de la artillería cañón, disponía el elemento propulsor en el propio proyectil (NdelA: de allí lo de autopropulsado), de manera que el tubo no servía más que para el guiado inicial del mismo. Por lo tanto, las presiones de trabajo son muy inferiores y los espesores de los tubos pueden considerarse despreciables, frente a los grosores de los tubos de cañón". (12)

FIGURA N° 13: Lámina con los diferentes modelos de cohetes Congreve, por Sir William Congreve (1814).

En la lucha contra los estadounidenses las fuerzas británicas desplegaron los cohetes Congreve de mayor tamaño, con un peso de aproximadamente 32 libras, los que estando equipados con cargas incendiarias fueron disparados desde barcos de guerra, mientras que las fuerzas terrestres utilizaron versiones más pequeñas de 12 libras de peso, con puntas cargadas con metralla. (3)

El uso de los cohetes Congreve por las tropas de infantería británicas contra soldados estadounidense tuvo un relativo éxito en numerosas batallas durante esta guerra civil comenzada en 1812. Ellas fueron, en diferentes fechas de 1814: el asalto a la fortaleza de Oswego (ubicado en el lago Ontario, Nueva York); la batalla de Lundy`s Lane (también conocida como la batalla de las cataratas del Niágara); la batalla de Bladensburg (por la que los ingleses pudieron tomar la ciudad de Washington D.C) y la de North Point (cerca de la ciudad de Baltimore, en el estado de Maryland).

Esta guerra hizo que el cohete Congreve se tornara famoso, al menos en la historia de Estados Unidos, ya que una de las principales batallas por la total independencia de este País tuvo lugar en la Bahía de Baltimore, ciudad que en esa época contaba con unos 40.000 habitantes, donde los británicos bombardearon, la noche del 13 de septiembre de 1814, a las fuerzas estadounidenses que se guarecían en el fuerte Mc Henry.

Un abogado y poeta amateur de Maryland llamado Francis Scott Key, que en ese momento tenía el grado de capitán y que estaba llevando a cabo una orden de sus superiores con las autoridades inglesas, presenció el bombardeo al fuerte Mc Henry desde la cubierta del barco británico HMS Surprise (sorpresa), donde estaba detenido por los militares británicos. Sin duda Key debió de sentirse muy azorado y conmovido por el intenso cañoneo y el bombardeo con cohetes que eran disparados en salvas y desde pequeñas embarcaciones con las que los ingleses podían acercarse a la costa, iluminando esa noche el cielo con un color rojizo por el fuego que estos expulsaban durante su elíptico vuelo. En la madrugada del día siguiente y terminado el bombardeo con artillería y cohetes, F. S. Key pudo ver, con gran júbilo, que una enorme bandera estadounidense seguía ondeando en el fuerte, señal de que la República estaba intacta, no pudiendo ser tomada la fortaleza Mc Henry por los ingleses, quienes abandonan esa misma mañana el bloqueo y los ataques. (3)

Inspirado por la profunda emoción que le ocasionara la visión de la flamígera bandera en el fuerte bombardeado, F. S. Key escribió un poema al que más tarde se le puso música siguiendo la tonada de una popular canción británica. Esta música también era muy popular en Estados Unidos y en ella se usaban varias letras para acompañarla, siendo una de ellas conocida como "The Star-Spangled Banner", tal como la llamó un actor que la cantó en público en Baltimore en octubre de 1914, título que traducido al español se puede expresar como "la bandera tachonada (o llena) de estrellas". (13)

Pero en ese poema Key menciona también la impresión que le produjo el fuego despedido por los cohetes Congreve que iluminaban de sanguinolento color al cielo de Baltimore, a lo cual se refiere como "el rojo fulgor de los cohetes" (And the rockets' red glare, en inglés).

La canción, con el nombre "The Star-Spangled Banner" fue declarada himno nacional de Estados Unidos, primero por medio de una orden del presidente Woodrow Wilson en 1916 y luego por una resolución del Congreso en 1931, firmada por el presidente Herbert Hoover. (4)

FIGURA N° 14: Lanzador de cohetes a la Congreve.

Se pueden encontrar los antes mencionados párrafos en las últimas cuatro líneas de la primera estrofa de este citado himno:

[?] And the rockets' red glare, the bombs bursting in air,
Gave proof through the night that our flag was still there.
O say, does that star-spangled banner yet wave
O'er the land of the free, and the home of the brave?

Que traducido:

[?] Y el rojo fulgor de cohetes, las bombas estallando en el aire,
Dieron prueba en la noche de que nuestra bandera aún estaba ahí.
Oh di, ¿sigue ondeando la bandera tachonada de estrellas
sobre la tierra de los libres y el hogar de los valientes?

"Uno de los principales beneficios de los cohetes, además de los daños físicos que potencialmente podían causar, fue el de aterrorizar a las fuerzas enemigas. En más de una ocasión la artillería de la marina real disparaba cohetes contra la milicia estadounidense sólo para ver, con regocijo, como los defensores huían horrorizados del campo de combate". (1)

FIGURA N° 15: Cohetes Congreve utilizados como artillería naval.

"Los distintos experimentos realizados por William Congreve fueron llevados a cabo en el Real Laboratorio sito en Woolwich, donde más tarde acabaría sucediendo a su padre como administrador del laboratorio. En 1805 Congreve fabricó los primeros cohetes militarmente eficientes que se vieran en Europa. La carcasa de éstos era de chapa, con una cabeza hueca esférica o cónica soldada a uno de los extremos. La cabeza se podía llenar con pólvora y hacer las veces de una granada, o bien dejarla vacía para que actuara como un simple proyectil". (3)

"El cilindro tenía en un lateral unos enganches que sujetaban una larga vara de madera de unos 4 pies, que hacía las veces de guía durante el lanzamiento y de estabilizadora durante el vuelo. Para ser disparados se montaba una guía sobre unos rieles con forma de caballete y hechos, normalmente, de metal". (5)

Según W. Congreve, debido a que los cohetes no tenían retroceso, no había necesidad de municiones o de carruajes en el que montarlos, ni era necesario mano de obra calificada necesaria para dispararlos.

"Se fabricaron cohetes de varios tamaños. Los más grandes pesaban unos once kilos y se les podía acoplar, como cabeza, una carcasa especial con agujeros de ventilación, llena de una mezcla inflamable compuesta de salitre, resina de sulfuro y sebo. El fondo de la carcasa o tubo que contenía el propelente estaba cerrado con un disco de hierro dotado de cinco agujeros por donde escapaban los gases. Tras varios intentos poco exitosos de añadir un palo estabilizador a un costado de la carcasa, Congreve adaptó la placa base para que el palo se pudiera atornillar en un agujero ubicado en su centro". (4)

"La propulsión y aceleración del cohete era producida por una carga de pólvora negra casi siempre tratada especialmente y compactada, que se hallaba ubicada dentro del cuerpo cilíndrico del aparato y que entraba en ignición mediante un sistema de mecha. (4)

"Como todas las armas de artillería de su época los cohetes Congreve estaban pensados para ser utilizados en salvas, buscando causar el mayor daño posible por saturación. El alcance máximo era de dos millas (unos 3 kilómetros y medio) regulable en función de la inclinación dada por los caballetes. En general eran bastante imprecisos, siendo más bien un arma psicológica". (5)

FIGURA N° 16: Rampa de lanzamiento de los cohetes Congreve.

Utilizados como granadas los cohetes de Congreve tenían una gran desventaja. La mecha que detonaba la mezcla explosiva estaba insertada en la base de la cabeza, y en casos de que el cohete pudiera ser utilizado para corto alcance, parte o incluso todo el compuesto detonador debía ser perforado con una herramienta insertada a través del agujero superior por donde se llenaba la cabeza esférica, una tarea prolongada y peligrosa. (3)

Quizá por esta razón y también por su poca precisión, se decía que los cohetes de Congreve nunca fueron populares ni entre los artilleros ni entre la infantería. Se probaron todo tipo de plataformas, desde cureñas, bastidores portátiles y tubos de metal dotados de llaves de mecha para disparar el cohete. (3)

"Hasta el bombardeo de Copenhague los cohetes de Congreve usados por los ingleses (que eran los únicos en usar esta arma en Europa) habían sido del tipo incendiario. En esos días las cargas inflamables se prestaban perfectamente bien para fines bélicos, ya que no sólo las casas solían estar hechas de madera, sino que también los barcos se convertían en fácil presa de las llamas.

Sin embargo, el devastador ataque contra Copenhague indujo al capitán Schumacher del ejército dinamarqués a pensar en otra aplicación de los proyectiles autopropulsados, dotándolos de una carga explosiva. Schumacher efectuó ensayos y ofreció su invención al ejército, con lo que Dinamarca se convirtió en la segunda nación europea en constituir un cuerpo de coheteros y en ser la primera que poseía cohetes con carga explosiva. A partir de entonces el empleo de cohetes a la Congreve, de distinto tipo y calibre, comenzó a extenderse.

Si bien es cierto que la puntería era pésima y el efecto destructor escaso, no debe olvidarse que pese a todo ello estos proyectiles ofrecían muchas ventajas sobre la artillería convencional: en primer lugar los cañones de la época no permitían una buena puntería; además, el efecto de las balas era pobre y las piezas eran difíciles de transportar. Comparada un arma con otra, los cohetes ofrecían la ventaja de su mayor versatilidad". (3)

FIGURA N° 17: Cohetes ingleses Congreve y sus efectos sobre Copenhague (1807).

Algunos otros ejércitos europeos imitaron el cohete de Congreve y de vez en cuando fueron utilizados en guerras menores.

Pero en 1844 (1846, para otros autores) otro inventor inglés llamado William Hale perfeccionó un cohete que estaba diseñado para rotar sobre sí mismo como un proyectil de fusil, de tal forma que no necesitara de una varilla para estabilizarlo durante su trayectoria. Esto permitía prescindir de la vara, tan molesta, aunque ello no mejoró la estabilidad direccional de los proyectiles. Este misil fue utilizado, no oficialmente, en la Guerra de Crimea (1853 -1856). (14)

El cohete diseñado por Hale mejoró al Congreve por eliminar la necesidad de un palo para sostenerlo y poder apuntarlo hacia la dirección deseada y, además, mediante la adición de orificios que funcionaban como bocas de salida de los gases se lograba, de este modo, que el cohete girara, o mejor dicho que rotara como la bala de un rifle.

Ellos, decían, fueron altamente precisos y tenían la ventaja añadida de mejorar la portabilidad. El único inconveniente era que el cohete Hale no tenía el alcance de los de Congreve, aunque Hale los hizo llegar hasta unas 2000 yardas (1.828,8 m). A pesar de que fue un paso importante en la evolución de estos misiles, el gobierno británico demoró algún tiempo para adoptarlos y fueron empleados por primera vez durante la invasión de México por Estados Unidos, en 1846.

Pero W. Hale tenía serias dificultades financieras para esa época. El 15 de abril de 1853 su fábrica fue allanada por la policía londinense y se convirtió en el centro de un gran escándalo. El informe policial indicaba que se encontraron varios miles de cohetes junto con 257 libras de pólvora (116,5 Kg). Esto último era ilegal, ya que la cantidad de pólvora dentro de un radio de tres millas de la ciudad de Londres estaba restringida a 200 libras.

FIGURA N° 18: Sir William Congreve (1772?1828)

Hale y su hijo fueron detenidos y acusados tanto de la fabricación ilícita de cohetes como de la posesión de cantidades ilegales de pólvora, lo que violaba expresas disposiciones inglesas al respecto.

Sin embargo, lo que causó el escándalo fue la conexión entre Hale y un húngaro llamado Lajos Kossuth.

En 1848 Hungría estaba bajo el dominio de los Habsburgo de Austria, y para obtener la independencia se organizó una revolución dirigida por un grupo de disidentes, uno de los cuales era Kossuth, ahora un héroe nacional de Hungría. (14)

FIGURA N° 19: Cohete de W. Hale.

Hale, finalmente, fue acusado por la posesión de una cantidad ilegal de pólvora y debió pagar una multa de 2 chelines por cada libra de pólvora por encima de la cantidad legalmente permitida, la cual llegó a 57 libras en total, lo que lo llevó a la quiebra. Pero finalmente la suerte pudo sonreírle ya que en 1867 se aseguró un contrato británico para la fabricación de sus cohetes, lo cual le garantizaba una seguridad financiera hasta su muerte, que ocurrió en 1870. (3)

Para algunos autores en la década de 1850 los cohetes Congreve fueron mejorados substancialmente por William Hale motivo por el cual, técnicamente, deja ya de hablarse de cohetes Congreve y pasa a hablarse de cohetes Hale. En 1870 los cohetes Hale substituyeron a los Congreve dentro de los navíos de guerra británicos. (4)

FIGURA N° 20: Vista de un cohete Hale (Hale Rockets)

CONTINUARÁ...

Bibliografía Utilizada

1- VAN SICKLE, Eugene: The Congreve Rockets in the War of 1812.
(http://www.bandyheritagecenter.org/sites/www/Uploads/History Nook/The Congreve Rockets in the War of 1812.pdf)
2- WERRET, Simon: William Congreve's rational rockets. Published 20 March 2009.DOI: 10.1098/rsnr.2008.0039.
(http://rsnr.royalsocietypublishing.org/content/63/1/35)
3- ARTILLERÍA NAVAL: Los cohetes Congreve. Cohetes a la Congreve. Abril 2012.
(http://fdra.blogspot.com.ar/2012/04/artilleria-naval-los-cohetes-congreve.html)
4- WIKIPEDIA, the free encyclopedia.
5- CONESA ZAMORA, Ignacio: Cohetes Congreve (1808). Ediciones Sombra. Número 86. 4ª Época. Año XIII.
(http://www.edsombra.com/sotano/index.asp?id=8663)
6- CAÑETE, Hugo A.: El Cohete de Congreve. Precursor de la utilización de cohetes para usos militares. Noviembre 18, 2015.
(http://www.gehm.es/siglo-xix/el-cohete-de-congreve-precursor-de-la-utilizacion-de-cohetes-para-usos-militares/)
7- BREVE HISTORIA DE LOS COHETES -Parte 1.
(http://www.taringa.net/posts/ciencia-educacion/18673395/Breve-historia-de-los-cohetes---Parte-1.html)
8- BURBAQUIS BRUM, Enrique: LOS COHETES CONGREVE. 2012
(http://www.histarmar.com.ar/AcademiaUruguayaMyFl/2012/LosCohetesCongreve.htm),
9- ANGELO Jr, Joseph A. .: ROCKETS. Infobase Publishing, May 14, 2014.
10- GRAVES, Donald E.: Sir William Congreve and the Rocket`s Red Glare. Historical Arms Series N° 23. 1814.
(http://epizodsspace.noip.org/bibl/inostryazyki/Sir_William_Congreve_and_the_Rockets_Red_Glare.pdf)
11- CONGREVE, Sir William 2nd baronet (1772-1828) of Walton. Published in The History of Parliament: The House of Commons 1820-1832, ed D.R. Fisher, 2009. 2009-1832.of Parliament: (http://www.historyofparliamentonline.org/volume/1820 1832/member/congreve-sir-william-1772-1828)
12- LA ARTILLERÍA COHETE. (http://www.realcolegiodeartilleria.es/wpcontent/uploads/NOSOLOCANONES/artilleriacohete.html)
13- FRANCIS SCOTT KEY.
(https://es.wikipedia.org/wiki/Francis_Scott_Key)
14- THE HALE ROCKET FACTORY SCANDAL 1853. (http://russiadock.blogspot.com.ar/2013/09/the-hales-rocket-factory.html)
15- SHRAPNEL. (https://es.wikipedia.org/wiki/Shrapnel)
16- DE SOUSA Y FRANCISCO, Antonio: Historia de la Artillería. Los cohetes de guerra. (http://remilitari.com/guias/artilleria4.htm)
17-CIMARELLI, Aldo G.: Storia delle armi delle due guerre mondiale. Istituto Geografico De Agostini S.p.A. Novara. 1973.

Oscar Enrique Vanzetti Médico Legista

Copyright Enrique Vanzetti
Prohibida su reproducción total o parcial sin la expresa autorización escrita del autor.

Términos y condiciones | Acerca de Full Aventura | Incorpore su comercio | Contáctenos
Copyright© 2000-2017 FullAventura.com - Reservados todos los derechos

Seguinos en: