Seguinos en:

San Blas, siempre San Blas

No solo de pesca vive el hombre

Autor: José Pesca Fecha de publicación: 25/01/2008

Salimos como siempre el día jueves a las 16 hs con micro semi cama de la empresa Vascotour con los choferes Claudio y Héctor como encargados del micro.

Partimos hacia el paraíso del pescador e inmediatamente de la partida ya comenzamos con el sorteo y con la merienda. Charla va, charla viene, llegamos a las 21 hs del día jueves donde servimos la cena a bordo del micro donde la gente puedo degustar una entrada jamón crudo con palmitos, surtidos de fiambres, como plato principal una suprema de pollo con ensalada rusa, de postre arrolladitos de dulce de leche, todo acompañado con gaseosa, agua mineral y cerveza (solo se entregan 2 latas por persona).

Luego de recorrer los 1000 km, llegamos a la bahía San Blas donde nos hospedamos en el hotel Jorge Newbery (lo del hotel un párrafo aparte donde ya les contaremos), cada pasajero tomó su habitación y acomodaron sus pertenencias, luego de instalarse pasaron a tomar el desayuno en el salón principal del hotel. Ya eran las 11 hs del día viernes y nos dirigíamos al embarcadero ya que la marea era a las 13.30 hs.

Comenzó la fiesta, las embarcaciones fueron a variada donde sacaron pescadilla, gatuzos, palometas, pez elefante y pez palo (cabe aclarar que salieron corvinas pero como nos tiene acostumbrado San Blas) era un pique atrás de otro.

Llegó la noche y la cena de camaradería, como siempre, era un ir y venir de anécdotas y realmente era ver a quien se le escapó el pez mas grande o mas raro (siempre al pescador el pez que se le escapa era el mas grande).

En medio de la cena se hicieron presente los guías donde junto con nosotros programábamos la salida para el segundo día (sábado), las opciones son infinitas, algunos optaron por ir en busca de los cazones, otros por las corvinas grandes (esas dos pescas se hacen en el canal culebra, queda a unos 40 km del embarcadero, frente a la lobería), otros decidieron ir en busca de las flecha de plata (pejerrey) en la costa de enfrente al embarcadero, otros volvieron a repetir la variada y los restantes decidieron ir a pescar de costa a la playa de arena (esta pesca se hace solamente llegando en vehículos especializados para ese terreno, 4x4 y con mucho conocimiento).

Luego de arreglar el tema de las embarcaciones terminaron de cenar, con una excelente sobremesa y todos fueron a sus respectivos dormitorios esperando el segundo día (sábado) para seguir disfrutando de Bahía San Blas.

A primera hora nos dirigimos todos al embarcadero (los que iban a la playa de arena esperaban en la puerta del hotel que los pasaran a buscar los guías con los vehículos) para que cada pescador embarque en la lancha con los rumbos ya acordados el día anterior.

Tipo 14 hs estábamos esperando en el embarcadero el arribo de las lanchas, la primera en llegar fue la de variada donde la pesca fue igual al día anterior pero con mucha mas cantidad. luego, los que fueron en busca del pejerrey, donde la pesca fue extraordinaria tanto con líneas paternoster, dos boyas y se dieron el gusto de también pescarlos con cucharita voladoras.

A la hora, arribaron los que fueron al canal culebra con unos cazones impresionantes, donde el comentario de Sergio Lopez, Alejandro Lelamo, José Vicente y Corigliano (padre e hijo) coincidían en lo mismo, dejaron de pescar antes de tiempo por la gran pesca que habían realizado. Cabe destacar que se dieron el gusto de que los cazones que no estaban con el anzuelo tragado lo devolvían al agua.

Los que emprendieron el viaje hacia la playa de arena estaban al igual de contentos que los que fueron de embarcado, pudieron realizar una pesca muy buena.

En la cena del día sábado donde la gente saboreaba de los corderos patagónicos, daba gusto escuchar a todos los pasajeros con la alegría que contaba cada uno su historia vivida en esta salida de pesca que todas terminaban en lo mismo, "que gran pesca que se hace en San Blas".

Por todo lo contado y ya preparando la salida hacia Bahia San Blas del día 13 de marzo del 2008, lo único que nos queda es agradecer no solo a la gente que hizo posible que este viaje sea tan maravilloso y cordial (no solo la coordinación es todo) sino también a la gente que nos acompaña hace mas de 15 años en nuestras excursiones a San Blas, haciendo que cada una de ellas sea realmente inolvidable.

José Pesca

Últimos 15 artículos publicados por el mismo autor:

Términos y condiciones | Acerca de Full Aventura | Incorpore su comercio | Contáctenos
Copyright© 2000-2020 FullAventura.com - Reservados todos los derechos

Seguinos en: